Nos merecemos un café mejor

El café es un producto artesanal. Y tenemos que respetarlo. Foto: Rodrigo Chaparreiro

El café es un producto artesanal. Y tenemos que respetarlo. Foto: Rodrigo Chaparreiro

“En este bar-restaurante de menú hacen un café buenísimo”, dijo nadie, nunca. Y es que los adictos a esta bebida tenemos un gran problema: nos encanta, pero hay muy pocos sitios donde podamos confiar que, tras beber una taza, no tengamos que salir disparados al WC. Por suerte, en pocos años, una nueva especie de establecimiento ha invadido las calles de nuestro país: las coffee shops. Es decir, locales especializados en eso tan aparentemente simple como preparar un buen café, cuidando al máximo hasta el más mínimo detalle.

Nos acercamos a Onna Coffee para hablar con su propietaria, Anahí Páez, y así entender un poco mejor este fenómeno. “Aunque parezca que ahora es un boom, en realidad somos unos cuantos que llevamos muchos años dedicados al café de especialidad en Barcelona”, nos comenta. Hablamos de gente como Nomad Coffee o Satan’s Coffee Corner que comparten con Páez la misma reivindicación: la sociedad se merece un café mejor.

Hay un larguísimo camino para que estos sacos lleguen hasta aquí. Foto: Rodrigo Chaparreiro

Hay un larguísimo camino para que estos sacos lleguen hasta aquí. Foto: Rodrigo Chaparreiro

Como ocurre con tantos productos que consumimos a diario, la mayoría desconocemos la historia que esconde cada taza de café (y no nos referimos a leer los posos en busca de nuestro futuro). ¿Sabíais que es una mercancía que cotiza en Bolsa, como el petróleo? ¿O que el cambio climático está perjudicando su plantación y recolección? “Es tan fácil de tomar que no le damos importancia a lo que tiene detrás”, dice Anahí. Y sabe de qué habla, pues aparte de ser de Costa Rica, su propia familia es caficultora. “Quería poner en valor la dedicación de toda esta gente, que trabaja todos los días del año dependiendo de un mismo cultivo”. Ahora entendemos mejor a qué se refería Juan Luis Guerra con eso de Ojalá que llueva café en el campo.

Lo que proponen las nuevas coffee shops, y que las distancia de otros fenómenos como Nespresso o Starbucks, es la vuelta a lo artesanal, a interesarse por los orígenes del café, a tostarlo y mimarlo como se merece. “La gente ha tomado conciencia de que las cosas se han hecho demasiado rápido y mal”. De hecho, Anahí agradece la involuntaria colaboración de las grandes multinacionales: “ofrecen un producto de tan poca calidad que, cuando pruebas un café de especialidad, notas un cambio muy significativo. Lo tenemos facilísimo”, bromea. Y no le falta razón.

Si quieres conocer todos los secretos del café, Anahí es tu chica. Foto: Rodrigo Chaparreiro

Si quieres conocer todos los secretos del café, Anahí es tu chica. Foto: Rodrigo Chaparreiro

Hay otro elemento que parecen compartir todas las coffee shops como Onna Coffee: su cuidada estética. Quizás algunos detectan en esos locales un exceso de cuquismo, o cierto postureo, pero la intención es otra. “Son sitios con personalidad, agradables, que invitan a pasar el rato”. De esta manera, las cafeterías quieren ser la alternativa al bar como lugar para socializar, algo muy común en otros países. “Me sorprendió que en Barcelona no hubiera este tipo de cafeterías, espacios para encontrarse, para pasar el rato y desconectar”.

Tras probar la experiencia, podemos afirmar sin tapujos que las coffee shops cumplen con su objetivo. Desde la música, cuidadosamente seleccionada, hasta el café, maravilloso (como no podía ser de otra manera), todo consigue que nos hayamos vuelto defensores de este tipo de local que parece haberse consolidado en nuestra ciudad. Ahora solo falta esperar que no se trate de una moda pasajera. Así que ya sabéis: las cosas claras, el chocolate espeso, y el café, siempre que se pueda, tan bueno como se (nos) merece (merecemos).

Hay pocas cosas que nos gusten tanto como un buen café y una buena conversación. Foto: Rodrigo Chaparreiro

Hay pocas cosas que nos gusten tanto como un buen café y una buena conversación. Foto: Rodrigo Chaparreiro

La Playlist del Café

Como bebida social, inspiradora y estimulante que es, el café ha dado lugar a grandes canciones. Las recopilamos en una playlist tan potente y disparatada como la cafeína.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *