Los 10 momentos que recordaremos

del Primavera Sound 2016

El Primavera Sound 2016 nos ha dado momentazos para enmarcar. Foto: Ester Solana

El Primavera Sound 2016 nos ha dado momentazos para enmarcar. Foto: Ester Solana

Al grano: el Primavera Sound 2016 ha sido un gran festival. Mejor que el del año pasado, eso seguro, y quizás también uno de los mejores a los que hemos asistido nunca. El cartel (con LCD Soundsystem, Radiohead y PJ Harvey a la cabeza) prometía lo suyo, pero no sospechábamos que viviríamos tantos momentazos. Los hemos agrupado en un Top 10 de esos pim-pam que tanto se llevan ahora.

 

10) Los frankfurts completos

Es uno de nuestros guilty pleasures de cada edición: acercarnos a los mini-iglús rojos que están repartidos por todo el recinto del Fòrum y pedir un par de “frankfurts completos” (es decir, con ketchup, mayonesa y cebolla frita). Su sabor es tan industrial que parecen sacados de la Central Térmica del Besós, pero tienen un no-sé-qué que los hace terriblemente adictivos. Y viendo algunas caras de la gente a altas horas de la madrugada, los frankfurts completos son la más sana de las adicciones que podíamos tener.

9) Moderat como fin de fiesta

Ya sabemos que el fin de fiesta del Primavera Sound lo marca la tradicional sesión de Dj Coco, pero para nosotros el festival acabó con Moderat. Consiguieron lo más difícil: hacernos bailar cuando estábamos pensando en irnos a la cama. Al final aguantamos el concierto entero y acabamos cantando “This is not what you wanted, not what you had in mind” a grito pelao. Quizás para la gente que teníamos alrededor hubiera sido mejor que nos hubiésemos ido a la cama.

8) El baño de masas que se pegó la cantante de Savages

A la segunda canción, Jehnny Beth (que así se llama la cantante de Savages) ya estaba entre el público. A la tercera, se manteó encima del público. Y, a la cuarta, hizo un homenaje a los castellers y se puso de pie entre el público. También cantó, chilló y se movió como una culebrilla por encima del escenario. Pero, por lo que vimos, estuvo más cómoda abajo, rodeada de gente completamente entregada a ella. Muy fans de Jehnny.

7) Los “Bad Habits” de The Last Shadow Puppets

A The Last Shadow Puppets les teníamos unas ganas especiales. Por una parte, queríamos ver si el pelazo de Alex Turner era real (efectivamente sí, lo es). Por otra, para ver temas como “My Mistakes Were Made For You” en directo. Pero al final lo que más nos sorprendió fue la potencia de una “Bad Habits” que reventó el escenario H&M. Todo un logro si tenemos en cuenta que el volumen de los conciertos, en general, fue bastante flojo.

6) El escenario Adidas

El escenario Adidas se convirtió en una especie de casa ocupada por gente desubicada, en la que nunca sabías que iba a pasar. Allí descubrimos a Har Mar Superstar, un tío que está más loco que su propio nombre y que reparte soul a raudales, y a Sheer Mag, una banda de rock americano sin artificios liderada por una mujer que tiene un vozarrón espectacular (y que también parece adicta a los frankfurts completos). Tuvimos ganas de verles más.

5) Nina Simone se cuela en el set de The Avalanches

Tal y como nos dijo un chico mientras esperábamos el concierto de PJ Harvey, lo de The Avalanches fue “una de las mejores fiestas que recordamos”. Mezclaron de todo y como les dio la gana: sonó música brasileña, cubana, house y algunos (demasiado pocos) fragmentos de su álbum “Since I Left You”. Pero, sin lugar a dudas, EL MOMENTO en mayúsculas llegó cuando, de la nada, apareció “Don’t Let Me Be Misunderstood” de Nina Simone. Pelos como escarpias… y a seguir bailando.

4) “No Surprises” de Radiohead

Pues sí que fue una sorpresa. Una muy agradable sorpresa. Nosotros esperábamos un setlist centrado en el último disco de Radiohead. Nuestras sospechas parecían confirmarse cuando empezaron tocando, por orden, las primeras canciones del álbum. Pero después nos rompieron los esquemas (como hacen siempre) y repasaron temas de toda su discografía, como “Street Spirit (fade out)”, “Karma Police”, “Pyramid Song”, “National Anthem”, “Weird Fishes” y una “No Surprises” que nos hizo olvidar el agobio de estar apretujados entre una enorme masa de gente. Ya lo dijimos y lo volvemos a repetir: GRACIAS.

3) Los cubatas del cantante de Protomartyr

Apareció en el escenario con un cubata de color sospechoso en la mano. Cuando se lo acabó, le trajeron una cervecita. Y cuando se la acabó, le trajeron otro cubata. Si fuera otra persona sería el alma de la fiesta, pero estamos hablando del cantante de Protomartyr: pose estática, mirada perdida y esputos a cada consonante. Resumiendo, y parafraseando a uno de los fans que teníamos al lado: conciertazo de la vida.

2) “I’ll get around” de Brian Wilson

La primera parte del concierto de Brian Wilson ya valía, de por sí, el precio del abono del festival: él y su adorablemente magnífica banda de ancianos tocaron el Pet Sounds enterito. Pero es que la segunda parte fue todavía mejor, con un legendario greatest hits de los Beach Boys que quedará para siempre en nuestra memoria. Incluso hubo un momentazo dentro del momentazo, cuando un globo de Dora la Exploradora decidió explorar el mundo alzándose hacia el cielo. Felicidad al cuadrado.

1) PJ Harvey

Antes del Primavera Sound la queríamos. Ahora la adoramos. Foto: Ester Solana

Antes del Primavera Sound la queríamos. Ahora la adoramos. Foto: Ester Solana

Es imposible escoger un solo momento entre todo el concierto de PJ Harvey. El concierto entero fue un gran momento. Intensa, sutil, teatrera y con un sonido perfecto en todo momento. Una puesta en escena de lo más austera para un espectáculo sin igual en todo el Primavera Sound. Ah, y por si cabía alguna duda: PJ estaba más guapa que nunca (Jordi al final no saltó al escenario, pero sí gritó un “I love you PJ” también lleno de intensidad, acorde con el ambiente del concierto).

Bonus: ir en coche

Sí, amigos. Fuimos EN COCHE al Primavera Sound, en plan burgueses de bien. Y es la mejor decisión que pudimos tomar frente a huelgas de metro y taxis imposibles de coger (y de pagar). Repetiremos seguro.

Guardar

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *